Tasas estandarizadas de mortalidad (TE)
 
 

Si estamos interesados en comparar los niveles de mortalidad de dos o mas poblaciones podemos comparar sus leyes o curvas de mortalidad por edad. Si bien esto nos da un información muy detallada de las diferencias de mortalidad entre las poblaciones cuando el numero de poblaciones a comparar crece, este método no resulta muy practico. En estos casos seria útil disponer de un indicador que condensara en una solo cifra gran parte de la información sobre el nivel de mortalidad contenido en las leyes de mortalidad por edad.
 
 

Si bien podríamos utilizar las tasas brutas para esta comparaciones tiene el grabe inconveniente de que dependen de dos factores lo que hemos denominado ley de mortalidad y pirámide de población característica de cada población:

 
 

La estandarización es una técnica que no permite eliminar el efecto que sobre el indicador estandarizado tiene las diferencias en la estructura por edad (pirámides) entre las poblaciones. El artificio metodológica consiste en estimar la tasa bruta teórica que tendría una estructura por edad estándar al aplicarle las leyes de mortalidad por edad de las poblaciones que estamos estudiando:

 
 

Si deseamos pues estimar una tasa estandarizada para comparar los niveles de mortalidad de dos poblaciones A y B, cogemos la estructura por edad de una tercera población y aplicamos sobre ella las leyes de mortalidad (tasas especificas por edad) de cada una de las poblaciones que deseamos comparar. El resultado de esta aplicación es la tasa bruta ficticia que tendría la población estándar al ser sometida a las intensidades de mortalidad de cada una de la poblaciones que estamos comparando:

 
 

Así pues la tasa estándar de la población "A" (TEA) se estima por la suma de la tasas especificas de mortalidad por edad (mAi) ponderadas por el peso de dicho grupo de edad "i" en la población que hemos elegido como estándar (pE).