Programa de Prevención de drogodependencias (Tabaco y Alcohol) al finalizar la Educación Primaria

El presente documento es un extracto de la memoria de investigación del programa que lleva este mismo nombre, editada por el Comisionado para la droga, cuya referencia biliográfica se encuentra en el documento principal.

  1. El consumo de alcohol entre los escolares.
  2. Según los datos ofrecidos por la Dirección General de Prevención y Promoción de la Salud (1992) tras un estudio realizado por el Plan Nacional sobre Drogas, el alcohol sigue siendo en España la droga que más escolares han consumido alguna vez. El 85% de los encuestados ha bebido al menos un vaso o una copa de alguna de estas cuatro bebidas alcohólicas : vino, cerveza, sidra y licores. Sólo un 15% afirma no haber bebido nunca ninguna de ellas. La bebida que mayor proporción de alumnos ha consumido alguna vez en la vida (consumo experimental) es el vino (71%). Le siguen la sidra (64%), la cerveza (60%) y los licores (41%).

    A los quince años, el 96% de los chicos y el 90% de las chicas han consumido alguna vez uno o varios tipos de bebidas alcohólicas.

    Dentro de cada edad, más chicos que chicas se han iniciado en el consumo de las bebidas alcohólicas, aunque las diferencias entre ambos sexos a este respecto tienden a disminuir a medida que aumenta la edad y apenas existen ya en el alumnado de dieciséis años. El vino es un caso especial, ya que sólo a la edad de once años existen diferencias significativas entre los chicos y las chicas.

    La mayor proporción de alumnos que no ha consumido alcohol se da en las grandes ciudades y en los hijos de padres o madres que son técnicos superiores.

    Según el mismo estudio, sólo el 18% del conjunto de los encuestados no toma en la actualidad ninguna de esas cuatro bebidas alcohólicas. Más chicas que chicos se abstienen de consumir alcohol. Esta abstinencia disminuye radicalmente con la edad y apenas existe en los alumnos de FP.

    Tanto en los chicos como en las chicas, la cerveza es ahora (consumo habitual) la bebida más consumida a diario o semanalmente, seguida de los licores. El vino y la sidra ocupan los últimos lugares. Ninguna chica de la muestra estudiada afirma consumir diariamente licores.

    Toma una o varias bebidas alcohólicas cada día o semanalmente el 21% de la muestra. En el caso de 2º de FP, la mayoría del alumnado (51%) consume alcohol a diario o semanalmente. Este consumo diario o semanal de alcohol es más alto en los chicos que en las chicas y se incrementa fuertemente con la edad en ambos sexos. Es especialmente frecuente en el ámbito rural, y menos frecuente en los hijos de técnicos superiores que en los de otras categorías socioprofesionales.

    - Embriaguez.

    Hasta hace relativamente pocos años, el consumo de alcohol en España era el propio de un país mediterráneo, con un alto consumo de vino en situaciones cotidianas, bajo en bebidas destiladas y con escaso número de personas que bebieran para emborracharse.

    La embriaguez era más propia de alcohólicos en fase muy avanzada de deterioro. Hace ya años que diversos indicadores muestran cambios profundos en las pautas de consumo de alcohol en los países europeos, en el sentido de que en el Norte se consume ahora más vino y en el Sur se ingiere más cerveza y bebidas destiladas.

    En lo que se refiere a los escolares españoles, los datos del Plan Nacional sobre Drogas señalan que los licores son ya más frecuentemente consumidos que el vino, y llama especialmente la atención la alta proporción (el 30% del alumnado encuestado) que a estas edades afirma haberse embriagado ya una o varias veces.

    En 2º de BUP y de FP son minoría los chicos que no se han embriagado nunca (44 y 38% respectivamente), lo que también ocurre en las chicas de FP (48%).

    El 12% de los chicos de 2º de FP y 2º de BUP afirma haberse embriagado más de diez veces.

    La edad media de la primera embriaguez para el conjunto de la muestra se sitúa en los 13´4 años.

  3. El consumo de tabaco en la edad escolar.
  4. Según la información aportada por Torres (1992), el tabaco ha sido probado por un 70% de los bachilleres y por un 45% de los escolares de EGB. En cuanto al consumo de forma muy frecuente o diaria, encontramos cifras de un 30% entre el alumnado de BUP y de un 8% del de EGB.

    El mayor porcentaje de consumidores se encuentra entre las chicas, de una forma significativa, aunque los grandes fumadores, en cantidad, son los chicos.

    En su mayoría, se inician en el consumo entre los 12 y los 13 años.