APUNTES SOBRE NUTRICIÓN


En esta página se presenta una serie de apuntes sobre Nutrición. Se trata de un resumen extraído de una página web cuyo autor se refleja al final de la página (tanto su dirección en Internet como correo electrónico).

Al principio se hace un poco de historia, para continuar con una serie de conceptos básicos usados en Nutrición y finalizar con una pequeña clasificación de los alimentos y unas breves consideraciones.

Si deseas comunicarnos algo puedes hacerlo a la siguiente dirección de correo electrónico:

jb@averroes.cec.junta-andalucia.es

o al doctor, autor de la página cuya dirección figura al final de la misma.


HISTORIA DE LA NUTRICIÓN

Desde la aparición del hombre sobre la tierra, el tipo de alimentos que éste ha tenido que ingerir para su sustento, ha variado a través de los tiempos, debido a que se vió obligado a adaptarse a aquellos que tenía más próximos y le era más fácil obtener con las escasas herramientas que poseía. Como ejemplo, sirva citar los estudios sobre los restos del ser humano más antiguo encontrado hasta la fecha (nos referimos al hombre de Atapuerca-Burgos) .

Se ha llegado a la conclusión de que era carroñero y disputaba sus "manjares" con otros animales de iguales características alimenticias. En su andar en busca de víveres, se iba encontrando nuevos tipos de alimentos a los que se veía obligado a adecuarse. La disponibilidad de la caza mayor iba disminuyendo y tenía que alimentarse de la caza menor, del marisco (en algunas áreas) y sobre todo de plantas comestibles. Esta fase adaptativa empezó hace unos 100.000 años.

Se cita que los últimos en sufrir estas restricciones, hace unos 30.000 años, han sido los habitantes de unas zonas muy determinadas (dos regiones del Oriente Medio). Sin embargo, en la Península Ibérica hace menos de 20.000 años (Freeman, 1981) la carne aún suponía más del 50% de la dieta habitual.

Hace unos 12.000 años (Cavalli-Sforza, 1981; Trowell, 1981) se inicia la primera revolución agrícola Esto suponía una fuente fija de proteínas. Debemos tener en cuenta la gran variabilidad en las cifras recogidas en las cosechas; lo que conllevaba una alimentación irregular y a épocas de hambre. El resultado final de las recolecciones se veía muy afectado por la climatología, contra la cual era muy difícil luchar. El almacenamiento de sobrantes, en años buenos de producción tampoco era el más eficaz. Lo que ocasionaba una alimentación irregular.

Lentamente el tipo de manutención fue variando hasta nuestros días, en los que el conocimiento sobre el tema es mayor. Pero, el asunto no está cerrado todavía. Siguen los estudios para un mejor entendimiento y para aportar las soluciones adecuadas..

NUTRICIÓN Y ALIMENTACIÓN

El conocimiento de las necesidades nutricionales constituye la base teórica indispensable para determinar la alimentación ideal de un individuo en cualquier período de la vida y en diferentes condiciones ambientales.

Se entiende por NUTRICIÓN el conjunto de procesos merced a los cuales el organismo recibe, transforma y utiliza elementos químicos contenidos en los alimentos. Estas sustancias constituyen los materiales necesarios y esenciales para el mantenimiento de la vida.

ALIMENTACIÓN es, en cambio, tan solo la forma y manera de proporcionar al cuerpo humano esos alimentos que son los indispensables. La forma de ingerirlos (líquidos, sólidos, cuántas veces al día, tipos de alimentos, ...).

ALIMENTO Es toda sustancia sólida o liquida comestible. Son compuestos complejos en los que existen sustancias con valor nutritivo y otras que carecen de ello. Estas últimas, a veces, mejoran su sabor y, otras, las funciones motoras y absortivas.

NUTRIENTE es el elemento nutritivo de un alimento.

NUTRIENTES ESENCIALES Son aquellos que el organismo no es capaz de sintetizar pero los necesita para mantener su estructura y funcionalidad normal. Hay unos 45/50 nutrientes esenciales:

NO ESENCIALES o ENERGÉTICOS son aquellos que podemos sintetizar partiendo de materiales más sencillos.

REQUERIMENTO de un nutriente es la cantidad necesaria para mantener sano a un ser humano.

Como quiera que los estudios se hacen sobre un grupo de población y una determinada edad, resulta que las cifras nutricionales son buenas para unos, insuficiente (en mayor o menor grado) para otros y la tomarán en exceso, otro gran tanto por cien de ellos. Por ello se ha llegado a la conclusión que se definirá como APORTE O INGESTA RECOMENDADA a la cantidad de un determinado nutriente que cubre las necesidades de la mayor parte de la personas sanas de una población.

NOTAS SOBRE LOS REQUERIMIENTOS NUTRICIONALES